Feeds:
Entradas
Comentarios

Posts Tagged ‘testosterona’

Querer y no llegar. Sentir hasta un punto y no sobrepasarlo. Intentarlo una y otra vez, hasta que vence el agotamiento o la desesperación.

DSC_1560

“El beso fraternal” obra de Dimitri Vrubel. Restos del muro de Berlín.

La dificultad o imposibilidad para eyacular la presenta casi un 4% de los hombres a lo largo de su vida. En ocasiones las causas son primarias, es decir el hombre la presenta de siempre y en otras son secundaria (adquiridas) es decir aparece tras un pasado normal. Su origen puede ser  psicológico u físico y en otras ocasiones ambas a la vez.

Las causas sicológicas más frecuentes son la depresión, ansiedad, relaciones conflictivas, abuso de drogas o alcohol.

Las causas físicas son más frecuentes y hoy en día la gran mayoría de las ocasiones se debe al efecto secundario de medicamentos, tales como los antidepresivos, ansiolíticos, y antihipertensivos. Los niveles bajos de testosterona (hipogonadismo), los traumatismos pelvianos, las lesiones neurológicas también pueden ser la causa.

Nunca pensaron Erich Honecher de la República Democrática Alemana y  Leónidas Breznev de la Unión Soviética, que aquel beso de 1979 con alma de bolero que quería sellar el compromiso recíproco de ayuda, quedaría para la eternidad plasmado, en un resto del Muro de Berlín, sin llegar ni siquiera al agotamiento o a la desesperación, esperando una eyaculación que nunca llegó.

Read Full Post »

Escultura de Ramon Conde

IMG_4161

Hay una clara relación entre niveles de Testosterona y Obesidad. En condiciones normales parte de la testosterona que produce el testículo se convierte en Estrógenos (Hormona femenina) por las células grasas, esta situación, es natural y tiene muchas consecuencias positivas, entre ellas, ayuda a nuestra salud ósea. Cuando acumulamos grasa sobre todo grasa abdominal, ese aumento importante de células grasas hace que transformemos  mucha más testosterona en estrógenos con lo que nuestros niveles de Testosterona descienden, repercutiendo de una forma importante sobre nuestra función sexual y reproductiva (pudiendo producirse: Disfunción eréctil e Infertilidad), disminución de masa muscular, fatiga y cambios de humor. entre otras.

Se sabe desde hace años que el 40 % de los obesos tienen niveles bajos de testosterona y si son diabéticos esta cifra se eleva al 50 %. También se sabe que la falta de sueño disminuye los niveles de testosterona.

Si cuando leemos este artículo ya pertenecemos al grupo de sobrepeso y nos preguntamos. -¿ Que podemos hacer para mejorar nuestro nivel de forma natural?- Pues lo que parece evidente, con dieta y ejercicio (unos 20 minutos  diarios, que no es mucho pedir….) nuestro nivel de testosterona se incremeta un 15 %, y solo el 11% tienen niveles bajos de Testosterona al cabo de un año.

Y una pequeña nota que añadir: El exceso de ejercicio consume testosterona, o sea  que nada de matarse en el gimnasio o en la bicicleta.

Resumiendo dieta equilibrada, sueño suficiente y ejercicio moderado ( no deporte) eson unas buenas actitudes vitales a partir de los 40 años.

 

Read Full Post »

A %d blogueros les gusta esto: