Feeds:
Entradas
Comentarios

Posts Tagged ‘varicocele’

El descubrimiento de un bulto en el testículo  es una sorpresa con frecuencia inquietante para el paciente. Afortunadamente en muy pocas ocasiones se trata de un cancer de testículo.

IMG_0167

El diagnostico se va a basar en:

1.-Una historia clínica correcta. En los tumores puede haber antecedentes de criptorquidia (descenso incompleto del testículo en el momento del nacimiento), Infertilidad. En otros casos se trata de un hidrocele que en ocasiones esta relacionado con una cirugía previa como es una operación de hernia inguinal o una intervencion por varicocele. Cuando se debe a una inflamación (lo que se conoce como orquitis u orquiepididimitis)  es frecuente que en los días previos el paciente haya notado algún transtorno al orinar (como aumento de frecuencia miccional o cierto ardor durante la micción, aunque esto no ocurre siempre). Otro dato importante, es si el bulto testicular es doloroso o no (tampoco es raro que el paciente al  descubrir el bulto, de tanto tocárselo le acabe molestando y le cueste contestar con un simple si o no. a la pregunta de si le duele), las orquitis y epidididimitis y torsiones de testículo suelen ser muy dolorosas.

2.-Exploracion fisica: En los tumores de testículo con frecuencia palpamos una clara deformidad, dura que abomba o deforma el propio testículo. En el varicocele lo que está aumentado de tamaño no es el testículo sino las venas del cordón y esa dilatación de las venas es mucho más marcada cuando el paciente esta de pie que  tumbado. En el hidrocele una capa de liquido se interpone entre el testículo y la piel dando una apariencia de que todo el testículo  esta aumentado de tamaño  y la superficie es lisa. El dolor suele aparecer en los procesos inflamatorios como las orquitis, orquiepididimitis y las torsiones.

3.-La EcografÍa testicular: Es la prueba mas importante para diagnosticar el origen de los bultos testiculares. Nos permite comprobar la posición del bulto con respecto al testículo (es decir si se origina dentro del testículo o fuera de el ), y si su contenido es líquido como ocurre en los quistes de epidídimo  (como el que encabeza la imagen de este post) y en el hidrocele o sólido como en los tumores  y en las inflamaciones.

4.-Analitica Sanguinea y urinaria: Los marcadores tumorales (alfa-fetoproteina y beta HGC ) ayudan al diagnostico y seguimiento de los canceres  testiculares. En ocasiones un simple  análisis de orina nos ayuda a diagnosticar una simple infección urinaria que ha desencadenado una orquitis.

En resumen: Si notas un bulto en el testículo, debes acudir a tu urólogo para que te realice la historia clinica, exploración fisica, ecografia y analisis en caso de que sean necesarios, la mayoría de los casos se trata de procesos benignos y raramente es un cancer de testículo, por tanto no asumas que tienes una enfermedad grave y espera a conocer los resultados.

Read Full Post »

A la dilatación del plexo pampiniforme del testículo (venas de cordón testicular) la conocemos como Varicocele. Esta patología es muy frecuente y afecta aproximadamente al 10 % de los varones.

DSC_1401

Hasta ahora el estudio de los pacientes con varicocele se dirigía a la valoración de si afectaba o no a la calidad del semen y por tanto de la fertilidad. Un Espermiograma  (análisis de semen) nos informaba de ese dato y nos ayudaba a decidir si deberíamos intervenir o no el varicocele (varicolectomia). En resumen, el estudio del semen y la necesidad o no de intervenir el varicocele era todo lo que deberíamos realizar los Urólogos. Recientes estudios publicados en la revista cientifica Andrology nos informan, de que el varicocele se asocia con una incidencia mas elevada de enfermedades cardiacas (cardiopatía isquémica), transtornos de los lípidos sanguineos (hiperlipemia) y diabetes. Aunque los estudios no han sido concluyentes si parece razonable la monitorización (seguimiento y control) mediante analíticas sanguíneas de los pacientes con varicocele sean o no intervenidos.

 

 

Read Full Post »

dsc_3304

El varicocele es la dilatación de las venas del testículo, concretamente las del plexo pampiniforme. Es una afección tan frecuente que la presentan el 10 % de los hombres. Cuatro de esos diez hombres de cada cien tienen alterada la calidad de su semen (oligozoospermia, astenozoospermia, teratozoospermia) de una intensidad variable  y, por tanto, su fertilidad. Los resultados de la intervención quirúrgica (varicocelectomía) son variables. Hay, sin embargo, unos datos previos que pueden orientar hacia el posible éxito o fracaso de la intervención con respecto a la mejoría del espermiograma y deben ser considerados a la hora de tomar la decisión.

1.-Edad del paciente: (A más edad peor resultado) (Hay una mejor respuesta a la intervención en un paciente de 20 años que en uno de 40 años).

2.-Calidad del espermiograma previo: (Cuanto peor es el espermiograma previo, peores son los resultados de la intervención). Así por ejemplo un paciente con un recuento de 300.000 esp/ml, responderá peor que otro que tenga 12.000.000 esp/ml.

3.-Tamaño y consistencia del testículo que presenta el varicocele: (Cuanto más pequeño y blando es el testículo que tiene el varicocele en comparación con el sano, peor es el resultado de la intervención).

No hay una regla o un algoritmo matemático que nos informe con exactitud del resultado  de la varicocelectomía pero los datos anteriormente comentados nos pueden ayudar a tomar una decisión más acertada.

 

 

 

 

 

 

Read Full Post »

A %d blogueros les gusta esto: