URÓLOGO VIGO – PONTEVEDRA

Clínica: Colón 34 3º B, 36210 Vigo

angiomiolipoma renal

Angiomiolipoma renal: Un tumor en el riñón

Qué es el angiomiolipoma renal

El angiomiolipoma renal es un tumor benigno que ha adquirido cierta popularidad. Sobre todo, desde que la prensa comunicó que Melania Trump, presentaba este infrecuente tumor de riñón.

Se descubre en 1,3 de cada mil habitantes, mediante un estudio de imagen ( ya sea una ecografía, un TAC, o una RNM) que se suele realizar por otros motivos.

La edad media de aparición del angiomiolipoma renal es sobre los 45 años, siendo cuatro veces más frecuente en las mujeres que en los hombres.

Este tumor renal de carácter benigno se asocia en un 20-30% de los casos a síndromes genéticos como:

  1. La esclerosis tuberosa
  2. Linfangioleiomiomatosis pulmonar esporádica.

El nombre de angiomiolipoma se debe a que el tumor está formado por tejido vascular (angio), tejido muscular (mio) y tejido graso (lipoma).

Tipos de angiomiolipoma renal

La mayoría de los casos de este tipo de tumor renal benigno se descubren casualmente en el curso de un estudio por imagen (Ecografía, TAC, RNM). Ello hace que podamos dividirlos en:

  • Únicos, menores de 4 cms, sin tendencia a crecer, que no están asociados a la esclerosis tuberosa. Los más frecuentes.
  • Múltiples o mayores de 4 cms, en ambos riñones o asociados con frecuencia a la esclerosis tuberosa.

Por otra parte, aunque los angiomiolipomas son tumores benignos, en ocasiones pueden malignizarse. En concreto, existe una variedad muy infrecuente denominada angiomiolipoma epitelioide asociada u una mutación del gen p53.

 

Seguimiento de angiomiolipoma renal en Vigo
Angiomiolipomas en ambos riñones (flechas) en tomografía computarizada. Los tumores son hipodensos por su contenido en grasa.

Síntomas y complicaciones del angiomiolipoma renal

Síntomas

  1. Si el angiomiolipoma es único y menor de 4 cms lo habitual es que sea asintomático y por consiguiente su diagnóstico sea accidental en el curso de otra prueba.
  2.  Cuando el tumor es mayor de 4 cm puede dar síntomas como, dolor, masa palpable o presencia de sangre en la orina (hematuria).
  3. Si se asocia a esclerosis tuberosa, puede asociarse a las manifestaciones propias de esta enfermedad. Como son lesiones cutáneas en la cara, convulsiones, problemas cardíacos y pulmonares y oculares.

Complicaciones

Ruptura. Cuando los angiomiolipomas son mayores de 4 cms,  también cuando son múltiples o cuando se asocian a la esclerosis tuberosa tienen tendencia romperse espontáneamente, con el resultado de un cuadro de hemorragia retroperitoneal grave, conocido como síndrome de Wunderlich.

Diagnóstico del angiomiolipoma renal

La ecografía renal suele ser suficiente para realizar el diagnóstico de angiomiolipoma. Sin embargo El TAC y la RNM son necesarios en ocasiones para confirmar el diagnóstico.

Excepcionalmente, puede ser necesario realizar una biopsia para realizar un estudio histopatológico.

Tratamiento del angiomiolipoma renal

  • Observación. Los angiomiolipomas únicos y menores de 4 cms no precisan tratamiento. Los controles ecográficos suelen ser suficientes para valorar su crecimiento.
  • La embolización  selectiva de la arteria que irriga el tumor. Esta técnica preserva el resto de las arterias del riñón, por lo tanto evita la pérdida de función renal. Es la actuación más conservadora para los tumores mayores de 4 cms y la realizan los radiólogos intervencionistas.
  • Nefrectomía. Es la intervención de elección cuando debido al tamaño o a su vascularización, se  hace imposible la embolización selectiva. También se realiza con frecuencia cuando se produce la rotura espontánea del tumor.

Resumen de actitud terapéutica en los angiomiolipomas renales

En personas con angiomiolipoma renal se debe tener en cuenta:

  1. Si el paciente es además portador o no, de una esclerosis tuberosa. Ya que en este caso, la posibilidad de que aparezcan más tumores y en ambos riñones es mayor.
  2. Cuando el tumor tiene una tamaño mayor de 4 cms o se aprecia un crecimiento rápido. Se puede concluir que la embolización selectiva debe realizarse lo antes posible.
  3. Cuando en cambio se trata de angiomiolipoma únicos y menores de 4 cms de tamaño. Se recomienda realizar controles ecográficos periódicos.

 

Solicita ahora tu cita con el urólogo en Vigo.

 

 

Imagen de Hellerhoff, compartida bajo licencia CC BY-SA 3.0 o GFDL en Wikimedia Commons.